#GatiloFácil A 3 años del asesinato de Toty Mogica

Hace 3 años, Gabriel Benjamín Yuguet era custodio del hermano de Daniel Scioli y Subteniente de la Policía Bonaerense cuando el 19 de noviembre de 2013  disparó por la espalda a “Toty” Mogica, un albañil de dieciséis años; el joven, quien iba en moto con un amigo, murió en el acto; su cuerpo quedó tendido sobre el asfalto de 520 y 132 mientras que su compañero, tras ser herido de bala, resultó detenido por  “tentativa de robo”, según se caratuló el caso. Hoy no hay detenidos.

Por Bárbara Haurie 



  Ritmo y Sustancia dialogó con Agustina Aguera, su madre. 




 “No sé por qué este tipo tomó la determinación de dispararle por la espalda, por qué lo acribilló”, se pregunta aún hoy Agustina  Aguera, la madre de Toty, quien grita frente a una impunidad sin respuestas: “Basta de gatillo fácil, que se pongan las pilas los jueces, los abogados y los policías que tienen que empezar a defender a los pibes, no a matarlos”.

 Si bien el oficial Yuguet debió aceptar que se le confiscara su arma reglamentaria, tampoco  le fue tan mal: la causa está cajonada y él en libertad; actualmente, abocado a la función privada, se desempeña como guardia de seguridad en un reconocido Supermercado mayorista.

Para la prensa, para la justicia, para la policía, este pibe no cuenta: “Es un chico más que murió, no se difundió por ningún lado”, dice Agustina. Entre tanto, por su hijo, continúa reclamándonos justicia.

Share on Google Plus
    Comentarios en Facebook
    Comenta con Google

0 comentarios:

Publicar un comentario